Redacción – Tres jugadores de waterpolo del Estrella Roja fueron agredidos este sábado por unos hooligans en la ciudad croata de Split, donde se encontraban para disputar un partido ante el Mornar Split que ha sido suspendido por dicho incidente.

Igor Milojevic, director del Estrella Roja, declaró que el guardameta Aleksandro Kralj, con fractura de nariz, se tiró al mar para escapar de los atacantes. Otro jugador agredido, Dusan Vasic, recibió golpes en la espalda y Milos Maksimovic fue golpeado en la pierna con una barra de metal, aunque no resultaron lesionados de gravedad.

”El incidente ocurrió en un café en el centro de Split. Los jugadores estaban vestidos de paisano, con camisetas del club por debajo”, dijo Milojevic en una rueda de prensa en Belgrado.

Un grupo de violentos armados con barras de metal y palos apareció en el café y comenzó a agredir a los jugadores. El club decidió por motivos de la seguridad cancelar el partido, que tenía que disputarse esta noche, agregó Milojevic, y anunció que los jugadores regresarán a Belgrado después de que Kralj reciba asistencia médica y declare a la policía.

La Federación de Waterpolo de Serbia anunció que exigirá medidas de protección reforzadas para los jugadores serbios en los próximos partidos, al recordar que la selección serbia juega contra la croata el 12 de marzo en la ciudad croata de Sisak.