La polémica está servida. Son muchos los aficionados a la música y los fans de Jennifer López quienes critican que la actriz y cantante se muestre excesivamente sensual e incluso erótica en sus actuaciones en TV. ¿Realmente es necesario que abuse de este recurso?, se preguntan desde varios frentes.

Algunos seguidores han ido aún más allá y han tachado de ‘pornográficas’ las apariciones de la americana de origen latino en la pequeña pantalla, cuando en realidad podría hacer honor a su voz y a su estilo sin tener que realizar tales exhibiciones cargadas de sensualidad.

Es así como desde las redes sociales y medios de comunicación se ha abierto un airoso debate al respecto. Todo tiene su origen meses atrás, cuando Jennifer Lopez y Shakira dejaron boquiabiertos a casi 100 millones de espectadores estadounidenses con su show en la Super Bowl, unos para bien y unos para mal.

Tal como indica el portal ‘Page Six’, la Comisión Federal de Comunicaciones de EE.UU. ha informado que la interpretación de poco más de 15 minutos de la neoyorquina y la colombiana, en el intermedio de la última Super Bowl, provocó más de 1.300 quejas de televidentes que la consideraron demasiado sexual para un espectáculo deportivo y familiar.

Después, en la gala de Los Angeles, Jennifer Lopez interpretó los temas «Pa’Ti» y «Lonely» con Maluma. Y, de nuevo, se dispararon las críticas de quienes consideran que JLo debería ser censurada pues sus actuaciones rozan lo pornográfico.

Para su número con Maluma, JLo lució una malla de gato negro y transparente firmada por Laquan Smith. El atuendo no ha gustado en absoluto.

Son muchas ya las cadenas de Tv que se sienten preocupadas por las apariciones de la diva del Bronx, que además considerada desde hace años como una de las mujeres más influyentes de la industria del entretenimiento.