Redacción – El futbolista del Barcelona, Gerard Piqué, fue denunciado este viernes por la Guardia Urbana de Barcelona en el Eixample por conducir sin permiso, según una información de la Cadena SER, que ha apuntado que el suceso ha tenido lugar poco antes de las 15 horas.

La emisora aseguró que los agentes de la Guardia Urbana “le han pedido la documentación y han hecho las comprobaciones pertinentes en estos casos, descubriendo que el jugador circulaba conduciendo sin puntos en el carnet, que la DGT le había quitado por otras infracciones al volante”.

Ante esta situación, y conforme a la reciente sentencia del Tribunal Supremo, apunta El Periódico de Catalunya, conducir sin puntos es siempre delito, y podría acarrear al futbolista del FC Barcelona desde una multa de un valor máximo de 6.000 euros, hasta penas de prisión de hasta seis meses.

No es la primera vez que Gerard Piqué se ve involucrado en infracciones de tráfico. En octubre de 2014 se le impuso una multa de 10.500 euros tras un altercado con un agente de la Guardia Urbana de Barcelona, a quienes la sentencia dijo que faltó al respeto.