Honduras recibe paliza ante Corea del Sur y se despide de los Juegos Olímpicos

0
143

Un final triste, un amargo despertar y una decepción tremenda tuvo la Selección Sub-23 de Honduras, al caer con una escandalosa paliza 6-0 ante Corea del Sur en su despedida de los Juegos Olímpicos de Tokio 2021.

Los goles de Corea fueron de Won Dujae 17 (p), Hwang Uijo (11 (p), (45 + 4) y 55 (p)), Kim Jinja (62) y Lee Kangin (80) en un partido donde el portero coreano Son Bunkeun no tuvo ningún trabajo.

En el primer tiempo hubo fatalidades, el árbitro búlgaro Georgi Kabakov, no perdonó a los 11 minutos a Wesly Decas, lo vio agarrando a un contrario en el área, por eso sancionó el primer penal que cambió la historia del juego.

La falta fue cobrada magistralmente por Hwang Uijo y a pesar del esfuerzo de Alex Guity por desviarlo, fue materialmente imposible conseguirlo.

Luego Carlos Meléndez agarró a otro adversario en el área y hasta le cayó encima en un tiro de esquina, por lo que nuevamente el juez búlgaro no dudó en sancionar la falta de once metros que envió al fondo de la red Won Dujae.

Honduras buscaba levantarse, pero Carlos Meléndez fue expulsado por una falta clara sobre un rival, la bicolor se vino abajo en todo sentido y en tiempo de descuento, les anotaron el tercero cuando la pelota le quedó al delantero Hwang Uijo quien puso el 3-0 con el que se cerró la primera mitad.

El segundo tiempo no pudo empezar peor, Cristopher Meléndez hizo una barrida temeraria sobre un rival dentro del área que el árbitro no había pitado, pero que en el VAR indicó que la revisara, lo hizo y decretó el tercer penal de la noche en favor de los coreanos, que volvieron a celebrar en piernas de UIjo, aunque en esta ocasión casi se la adivina Guity.

El quinto llegó en una bonita combinación del cuadro asiático, la bola le quedó franca y de frente Kim Jinja, éste le pegó cruzado y violento donde no pudo llegar Guity, quien pese a recibir tantos goles salvó otra gran cantidad.

El sexto gol llegó en el 80 ante un equipo que solo hizo acto de presencia en el segundo tiempo porque dejaron rematar solo a Lee Kangin, quien lo hizo rasante y cruzado evitando el vuelo de Guity que intentó evitar pero no pudo.

Honduras no pudo meter las manos, fue goleada y eliminada en la fase de grupos de los Juegos Olímpicos de Tokio.